Metáfora: Funcionamiento de los spiders de los buscadores

enero 1st, 2008

Los buscadores disponen de programas que rastrean Internet en busca de nuevas páginas para indexarlas. Estos programas son conocidos como robots rastreadores o arañas (spiders) que se mueven por la red de Internet (World Wide Web, o Gran Telaraña Mundial literalmente).

En el libro «Search Engine Optimization – An hour a day» de Jennifer Grappone y Gradiva Couzin, aparece la siguiente metáfora sobre el funcionamiento de dichos robots:

Los robots o spiders de los buscadores son como hormigas exploradoras que dejan la colonia con un único pensamiento en su mente: encontrar comida. En este caso la comida es texto HTML, preferiblemente en grandes cantidades, y para encontrarlo estas hormigas necesitan avanzar de forma fácil, a través de caminos libres de obstáculos: los enlaces HTML. Siguiendo esos caminos, las hormigas, con su único instinto de insecto, llevan la comida (texto HTML) hasta su colonia y la almacenan en el hormiguero (la base de datos del buscador). Así, miles y miles de pequeñas hormigas exploran y almacenan información a lo largo de todo Internet. Sin embargo, si el camino esta roto o bloqueado, las hormigas se darán por vencido y se irán a otro lugar. Igualmente si llegan a un sitio donde no hay comida (webs sin contenido), regresarán sin traer nada.

Metáfora: Robots rastreadores como hormigas

Cuando desde la web de un buscador se realiza una petición de búsqueda, se procesa la información almacenada en las bases de datos (la comida guardada en el hormiguero) y se devuelven los resultados coincidentes ordenados de forma proporcional a su relevancia, según determine el algoritmo de búsqueda y ordenación del que cada buscador dispone.

Trackback URI | Comments RSS

Dejar un comentario